1.er ACC Americano

1.ER ACC AMERICANO
Exteriorization & The Phenomena of Space

Pero sin importar las alturas que él había ahora alcanzado al descubrir las leyes del universo theta y las potencialidades de OT, su siguiente paso iba a ser incluso más trascendental. Porque con la inauguración de los Cursos Clínicos Avanzados (ACCs), él específicamente se dirigió al desarrollo de procesos y el entrenamiento de auditores para lograr esas potencialidades en cada ser. Y en el 1.er ACC Americano, esos resultados procedían de los decisivos descubrimientos de Ronald sobre la exteriorización y su relación con la rehabilitación de un ser a su estado nativo. Como dijo a los estudiantes auditores: “No deberías escribir Exteriorización en tu libro como proceso. No es un proceso. Es una condición natural que estamos restaurando al preclear”. Aquí no sólo se presenta su teoría y sus factores mecánicos, sino la forma de lograrla a través de los siete pasos del Procedimiento Operativo Estándar 8 (SOP 8). Ronald abrió una clínica en ese mismo edificio y durante el ACC, y bajo su supervisión directa, los estudiantes del ACC auditaron preclears que iban, desde personas que no tenían conocimiento de Scientology hasta casos “imposibles”. La demanda del Auditor por instrucción personal de Ronald continuó creciendo. ¿Su respuesta? Nada menos que ocho Cursos Clínicos Avanzados diferentes en un período de 12 meses, y que culminarían en la ruta a la capacidad de OT exterior,

Leer Más

comprar
1.000 €
Cantidad
Idioma
Envío Gratuito Actualmente elegible para envío gratuito.
En Existencia
Envíos dentro de 24 horas
Formato:
Disco Compacto
Conferencias:
70

MÁS SOBRE 1.ER ACC AMERICANO

Encontré que siempre que entrené a un auditor bien, cuando salió a la sociedad, había una fuente de luz que se propagaba desde él. — L. Ronald Hubbard

Tras la completación del Curso de Doctorado de Filadelfia, Scientology 8-8008 y Los Factores, L. Ronald Hubbard había descubierto las potencialidades de Thetán Operante y la ruta para su logro. Pero sin importar las alturas que él había ahora alcanzado, su siguiente paso de investigación y desarrollo iba a ser incluso más trascendental. Concretamente: el refinamiento y simplificación de procedimientos y procesos hasta que se pudieran aplicar por cualquier auditor en la consecución de aquellas potencialidades por todos los seres.

Con ese fin, preparó ocho oficinas en los pisos segundo y tercero del número 726 de la calle Cooper en Camden, Nueva Jersey, para lo que en un principio se denominó Curso Especial en Técnica Avanzada. De hecho, era un curso tan especial que, de entre un diluvio de solicitantes, únicamente los doce mejores auditores del planeta fueron escogidos cuidadosamente por el propio Ronald para que asistiesen.

Y así fue como en esa fecha histórica en octubre de 1953, Ronald impartió la conferencia de apertura del primero de todos los Cursos Clínicos Avanzados. Durante las siguientes seis semanas instruyó a los auditores en sus decisivos descubrimientos sobre la exteriorización y su relación con la rehabilitación de un ser a su estado nativo. Al detallar su teoría y mecanismos exactos, así como su aplicación mediante las técnicas del Procedimiento Operativo Estándar 8 (SOP 8), Ronald dejó claro que la exteriorización no es un proceso sino la condición natural que se le devuelve a cada preclear.

Habiendo establecido el SOP 8 como el medio para la exteriorización, Ronald cubrió la teoría y aplicación de lo que subyace tras cada uno de sus siete pasos, incluyendo unos monumentales avances sensacionales como por ejemplo:

  • Hacer espacio: los principios intrínsecos de la capacidad de un ser para operar como thetán exterior;
  • Puntos de anclaje: y su relación con el mantenimiento del espacio del preclear entre él mismo y el cuerpo; así como el papel del auditor en la rehabilitación de la capacidad del preclear para crear, variar y desvanecer ese espacio;
  • Penetración: la verdadera naturaleza de cómo un thetán sabe. Y con eso, qué tiene que ver la penetración con el beingness, con el havingness y la capacidad de un thetán para generar suficiente energía para hacer virtualmente lo que sea;
  • Y los factores de la auditación subjetiva frente a la auditación objetiva, definidos y detallados con el porqué y el cuándo se emplea cada una de ellas.

Pero había más. Ronald abrió una clínica ahí mismo en los locales y a lo largo del ACC (y bajo su directa supervisión) los estudiantes auditaron a preclears que iban desde público nuevo que no tenía ningún conocimiento previo de Scientology, hasta el más “imposible” de los casos. Esto le proporcionó una base de pruebas para investigar y refinar más sus técnicas. Y fue precisamente de esta manera como Ronald iba a descubrir los medios para sondear y resolver los mayores abismos de la aberración humana al aplicar los descubrimientos y técnicas de los más altos niveles de beingness.

Ahí radica también la historia de lo que se desvelaría a lo largo del año siguiente. Pues a pesar de que el Curso Clínico Avanzado estaba ya comenzado (y también a pesar de la insistencia de Ronald de que él únicamente iba a entrenar a unos pocos elegidos), los auditores de todo el mundo ya no estaban simplemente “solicitando” inscribirse: lo estaban exigiendo. Y la respuesta de Ronald es hoy en día legendaria: Nada menos que ocho Cursos Clínicos Avanzados diferentes en un período de 12 meses, incluyendo más de 500 conferencias, y que culminarían en la ruta a la capacidad de OT exterior.

Bienvenido, pues, al Curso Clínico Avanzado. Y a donde empezó todo: Camdem, Nueva Jersey, el 6 de octubre de 1953.